Lorenia Espinosa   
Oct 8, 2018   Actualizado Jan 28, 2019


El riesgo de usar una marca de forma incorrecta.

Si ya obtuviste tu registro de marca debes usarla de forma correcta, es decir emitiendo recibos de honorarios o facturas en las que claramente se describan los productos o servicios que se identifican con ella. No es necesario estar emitiendo recibos o facturas siempre pero si con la frecuencia necesaria que permita demostrar ventas continuas.

Si la marca se usa de manera diferente a como fue registrada o deja de usarse por más de tres años consecutivos, es muy recomendable solicitar un nuevo registro ya que a petición de parte pudiera ser declarada caduca.

Las facturas, publicidad y cualquier material impreso o electrónico de eventos públicos, ferias o exposiciones que teniendo fecha reflejen el uso de la marca en los productos o servicios para los que fue registrada deberán guardarse siempre en original y en un lugar seguro a fin de contar con evidencia de uso efectivo y continuo en caso de ser necesario.

Las leyendas de “MARCA REGISTRADA”, “MCA. REG.” o “M.R.” deben acompañar a la marca en todas sus presentaciones en el tamaño que se prefiera (esto para estar en posibilidad de recuperar daños en caso de que algún tercero invada los derechos del registro sin autorización)

Si el dueño o titular no usa la marca directamente sino a través de un tercero o una empresa, se deberá celebrar e inscribir en el “IMPI”* un contrato de autorización de uso de marca(s) con el propósito de que dicho uso le beneficie al dueño o titular del registro.

 

Lo mismo sucede cuando la marca cambie de titular, de nombre, de domicilio, en todos estos casos los cambios deberán inscribirse en el “IMPI”.

*Instituto Mexicano de la Propiedad Industrial